Ojalá todas las decepciones fueran siempre como esta

Me ha enviado un amigo mío un correo para darme ánimos por lo del sueño truncado de Valencia y entre otras cosas me decía que ojalá todas las decepciones y lágrimas fueran siempre por cosas como esta, por quedarnos a las puertas de una final y no por muchas otras como hemos vivido no mucho tiempo atrás.

Además me adjuntaba una canción que habla sobre lo ocurrido en aquel fatídico verano del 95, al parecer tiene ya muchos años pero yo nunca la había escuchado, la canción es preciosa, te pone los vellos de punta y te hace recordar, en este caso a mi imaginar porque era pequeño lo mal que lo pasó la afición del Sevilla por aquel entonces.

Se títula nunca debío suceder y aquí la subo por si alguién aún no la ha escuchado, aquellos si que eran momentos malos, no estos.



Cuando nadie lo esperaba
una noticia llegó...

Una noticia llegó
cuando nadie lo esperaba
una noticia llegó
y a todos los sevillistas
se les partió el corazon...

Se les partió el corazon
dios mio como es posible
se decia la afición
con lágrimas en los ojos
sin comprender la razón...

Esa noche la giralda
tampoco pudo dormir
mientras la luna apenada
blancas lágrimas lloraba
sobre el rio Guadalquivir.


A la mañana siguiente
los medios de información...

Los medios de información
a la mañana siguiente
los medios de información
confirmaron la noticia
ya no habia solución...

Ya no habia solución
despues de un siglo de historia
en el mundo del balón
al Sevilla le quitaban
su Primera división...

Tanto dolor tanta rabia
inundaban la ciudad
y en una esquina del cielo
lloraba sin desconsuelo
Don Ramón Sánchez-Pizjuán.


Y fué cuando el sevillismo
de su angustia hizo un clamor...

De su angustia hizo un clamor
y fué cuando el sevillismo
de su angustia hizo un clamor
con miles de corazones
latiendo a un mismo son...

Latiendo a un mismo son
Sevilla hasta la muerte
gritaban con emocion
con sus banderas al viento
unidos en su dolor...

Hasta los cielos llegaba
el grito de la afición
y se entero España entera
que el Sevilla es de primera
por historia y tradicion.


Los días pasaban lentos
eran una eternidad...

Eran una eternidad
los días pasaban lentos
eran una eternidad
hasta que aquel sufrimiento
por fin llegó a su final.

Por fin llegó a su final
de nuevo está mi Sevilla
donde tenía que estar
se acabó la pesadilla
que no debió comenzar...

Y la afición del sevilla
no dejara de animar
en la liga y en la copa
en España y en Europa
ayudándolo a triunfar.

4 comentarios:

emtho dijo...

Amigo yo tengo esa canción en una cinta de Cassette del Sevilla!!Madre mia que de años tiene eso ya, jojojojo.
La verdad que eso si que fue un gran susto el de aquel verano...

Fran Ortiz dijo...

Te has lucido Joaki!!Preciosa la canción...

Un abrazo amigo!!

Talibán Sevillista dijo...

Yo recuerdo aquella maldita tarde en la que escuché la noticia y no me lo podía creer.
Recuerdo los días posteriores llenos de incertidumbre y de como todos estabamos concienciados de que si todo se confirmaba ibamos a estar todos unidos para volver a levantar la nave.
Ahora que nos hemos quedado a las puertas de una final y con el tercer puesto en la tabla veo mas des-unión que aquel verano del 95.
VAMOS A REVENTAR LA BOMBONERA

Talibán Sevillista dijo...

Oye, acabod de ver que me he metido en puestos champions en los comentarios :)
Me he colocado segundo y voy en busca del primero
Tiembla RaMonStones jajajajajajajajajaja

Publicar un comentario

Déjame tu comentario, preferiblemente sin insultos ni amenazas, leo todos los comentarios e intento responder a la mayor brevedad posible.

Para cualquier duda, sugerencia o pregunta puedes hacerlo a través de aquí o enviando un correo directamente a ser-sevillista@hotmail.com, gracias.

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons